Hasta un 80% menos de ingresos: el impacto de la COVID-19 en los grandes monumentos

1 month ago 11

Teatro Romano de Mérida | Ricardo Serra (Shutterstock)

El impacto de la crisis sanitaria y la caída del turismo ocasionada por la COVID-19 han afectado de manera muy directa al sector cultural, y con ello a los monumentos, museos y yacimientos arqueológicos del país. Las restricciones de aforo desde su reapertura, la reducción de turistas extranjeros y los confinamientos municipales han sido algunas de las causas que han derivado en un descenso de visitantes y, por lo tanto, de ingresos. 

En Transparentia te explicamos cómo se han visto afectados algunos de los monumentos más visitados de España, cómo ha sido este descenso y cuál es su perspectiva. 

Un 64% menos de visitas a los museos del Estado

Los museos de gestión directa de la Subdirección General de Museos Estatales recibieron  1,05 millones de visitas en 2020, lo que supone un 64% menos que el año anterior. Sin embargo, la afluencia de visitantes durante los dos primeros meses del año pasado representó una ligera tendencia al alza respecto a 2019: un 1% más en enero y un 6% más en febrero.

Es el caso del Museo de Altamira, uno de los yacimientos arqueológicos más importantes del país. Desde el centro explican a Newtral.es que a lo largo de 2020 han recibido 98.802 visitantes, lo que supone un descenso en la afluencia de público de hasta un 64% respecto a 2019, cuando el museo recibió 277.474 turistas. 

Los ingresos que recibe el Museo de Altamira proceden únicamente de la venta de entradas. En 2019 recaudó 276.114 euros por este concepto, mientras que en 2020 estos ingresos descendieron a 40.983,50 euros, lo que supone una reducción del 85%. Además de la situación derivada de la pandemia, esta disminución se debe, en parte, a que la Dirección General de Bellas Artes estableció la gratuidad de todos sus museos estatales desde la reapertura el 9 de junio de 2020 hasta el 31 de agosto de 2020. 

Cuevas de Altamira | Eqroy (Shutterstock)

Otros centros culturales, como en el caso del Museo del Prado, han perdido en 2020 más de dos millones de visitantes respecto al año anterior, lo que supone una afluencia hasta un 73% más baja que en 2019. Coincidiendo con su bicentenario, el Prado alcanzó en ese año la mejor cifra de visitantes de su historia, con unos 3,2 millones de personas, que reportaron unos ingresos por venta de entradas de 22,6 millones de euros.

[Museo del Prado: así afronta el gigante cultural el vacío de la pandemia]

Hasta un 80% menos de ingresos

Esta caída en visitantes e ingresos se ha producido en monumentos de todo tipo, desde catedrales a ruinas romanas. La Mezquita-Catedral de Córdoba, por ejemplo, ha registrado en este ejercicio unas pérdidas de más de nueve millones de euros. Por este lugar de culto y visita pasaron en 2019 cerca de dos millones de personas, cifra que choca con los cerca de 426.000 del año pasado, es decir, casi cuatro veces menos.

Otro caso cercano a ese porcentaje de pérdidas es el del Real Alcázar de Sevilla, que registró 513.285 visitantes en 2020, un 75% menos de afluencia que en 2019. Sin embargo, desde la institución destacan como dato positivo la mayor presencia de sevillanos en el monumento. “De los 513.285 visitantes de 2020, 63.402 eran sevillanos, el 12,36% del total, marcando un récord en términos porcentuales”, señalan desde el conjunto palaciego. Sus ingresos también han sufrido un gran descenso pasando de 18,94 millones de euros en 2019 a 3,89 en 2020. Esto supone una reducción de casi un 80% en su recaudación anual

Real Alcázar de Sevilla | Iacomino Frimages (Shutterstock)

En el caso del Teatro Romano de Mérida, como parte del Complejo Monumental de la capital extremeña que gestiona el Consorcio de la Ciudad Monumental, ha recibido un 67% menos de visitantes que en el año anterior. En 2019 visitaron las ruinas romanas 426.992 personas, mientras que en 2020 tan solo 140.381. Todo ello ha supuesto un 64,7% menos de ingresos por entradas, lo que se traduce en unos 2,8 millones de euros. 

Las investigaciones continúan

Aunque la actividad de todos estos centros culturales se ha visto muy reducida en 2020, se han seguido desarrollando tareas de mantenimiento e investigación. La Comisión Provincial de Patrimonio Histórico de Sevilla aprobó el proyecto para las obras de conservación y restauración del estanque de Mercurio (siglo XV) y los azulejos cerámicos del Palacio Gótico. Ambos cuentan con una inversión estimada de 1,1 millones de euros. 

Por su parte, el Consorcio de Mérida continúa con su labor de mantenimiento del complejo monumental y finalizará este año la adecuación de la plaza de Margarita Xirgu, obra ya iniciada con un importe de 212.203 euros. Además, supervisará la adecuación del área Arqueológica de Morería que se llevará a cabo a través del Ayuntamiento de Mérida con una subvención del Ministerio de Cultura y Deporte de 67.000 euros. También con la aportación de 80.000 euros del Ministerio se ejecutará una actuación patrimonial en el propio Teatro Romano.

Cultura desde casa

A la espera de la recuperación de la dinámica turística en los monumentos, las distintas instituciones culturales continúan llevando a cabo proyectos para la documentación, conservación y difusión de su patrimonio. Por ello, durante estos meses se han desarrollado distintas iniciativas en el ámbito digital que permiten acercar la cultura a la gente.

Un ejemplo de ello es la creación de una plataforma digital que estará disponible a finales de año. Los usuarios podrán conocer al detalle el resultado de las intervenciones arqueológicas que se han desarrollado en el yacimiento durante los últimos años. A través de fotografías, planos y todo tipo de contenidos, se podrá recorrer el subsuelo de la ciudad, descubriendo qué restos subyacen bajo sus calles y viviendas.

Desde el museo cántabro destacan la actividad #AltamiraDesdeCasa que desarrollaron con el objetivo de “acercar el patrimonio a los ciudadanos desde la distancia”. También están trabajando en algunos productos para los grupos escolares que puedan realizarse desde las aulas. No obstante, valoran la importancia de la presencialidad en este tipo de monumentos. “No hemos de olvidar que la identidad de los museos es el contacto presencial con el patrimonio, así que no todo puede convertirse en digital”, señalan.

Fuentes:

Nuestros museos en un vistazo. Indicadores para facilitar una visión global de la actividad de nuestros museos, datos de 2020. Subdirección General de Museos EstatalesGestión económica 2020, Cabildo de la Catedral de CórdobaReal Alcázar de SevillaMuseo Nacional y Centro de Investigación de AltamiraConsorcio de la Ciudad Monumental de Mérida
Read Entire Article